viernes, 6 de mayo de 2011

EL COLEGIO DE ALICIA

Alicia cumple este mes los 3 años, y para Septiembre empieza el colegio. Sin comprender aun las implicaciones del tema, ella tiene muchas ganas. Su amiga Lucia y su primo David, los niños con los que más relación tiene son algo más mayores y ya van al colegio, y eso a Alicia la llama mucho la atención. Muchas veces va a buscar a David a la salida del colegio con los abuelos para ir después a jugar al parque y eso la hace mucha ilusión. Y el día que David le regaló (con intervención de sus padres, claro) una mochila para llevar los libro el año que viene ya vino como loca con la idea del colegio.
El colegio aquí no es problema. De entrada nos han dicho que todos los niños están admitidos. Está en construcción un colegio que va a dar cabida a 75 niños de primero de infantil (en el pueblo están censado como unos 100 niños que cumplen los 3 años en 2011. No está mal para una población de poco más de 5000 habitantes) así que por ese lado estamos tranquilos. No queríamos tener que buscar colegio fuera, ya que nos gustaría que pudiera tener los amigos en el mismo pueblo y poder jugar con ellos en el parque cuando estamos aquí (pocas veces la verdad, se pasa la mayor parte de las tardes entre la parcela de mis padres y el parque cercano a casa de mis suegros)
El tema más polémico que he visto aquí sobre los colegios, y que lo viven muy de cerca unos amigos, es que pasa con aquellos niños que empiezan que ya cuentan con un hermano en el centro antiguo. La cuestión que todos los padres en este caso se hacían en la reunión informativa era ¿Tendrá plaza mi hijo? Sí, mucha gente piensa "Pues claro que sí, al fin y al cabo ya tienen 5 puntos de proximidad y 5 por hermano en el centro" pero la cuestión es ¿Y si son más de 25 niños los que están en esta situación? A partir del niño 26 ya tendrían que ir al nuevo colegio, y solo de imaginar los malabares que hay que hacer para llevar a dos niños a dos colegios diferentes con los mismos horarios y más tarde recogerlos, y eso toooooodos los días le entran nervios a cualquiera. Muchos padres se planteaban si cambiar también al hermano mayor al nuevo centro, pero el problema que se comunicó en la reunión es que no estaban seguros de que hubiera niños suficientes para ciertos cursos. Y con esas dudas estaban muchos padres. No sé que decisión habrán tomado nuestros amigos al final, porque hace varias semanas que no nos vemos, pero espero que a todos los padres tengan al final una solución satisfactoria. Nosotros tranquilos, de momento no nos afectan esas dudas. Y teniendo en cuenta que el colegio al que va a ir es el más grande de los dos que hay veo poco probable que cuando nos toque matricular a Ana tengamos problemas.

2 comentarios:

Viviana de MamásyBebés dijo...

wow! a veces las cosas se complican.

Sofia en agosto empezara primero de primaria... estoy mas emocionada yo que ella!

Marisa dijo...

Ya primaria... que rápido crecen.
Sofia es toda una señorita ya :-)